Categories: Vida en Pareja

Reglas para organizar tu casa

Como va pasando el tiempo vamos acumulando en nuestra casa un monton de cosas ya sea fotos, ropa y accesorios que no usamos, objetos decorativos que olvidamos que tenemos y regalos que nos hicieron y nunca utilizamos.

Y es que como tenemos la casa igual tenemos la mente llena de recuerdos que nos persiguen, complicadas agendas de vida, proyectos no realizados y tantos pensamientos no constructivos, que no hay espacio para resolver lo presente y planificar el futuro.

Pero ya llego el tiempo en que despegues tu casa de todas esas cosas y asi despejaras tu cabeza permitiéndote ver un nuevo futuro, organiza tu mundo físico y tu mente se ordenará.

  • En el baño registra los gabinetes y echa a la basura todos los medicamentos y productos expirados. Desecha cualquier objeto que no hayas usado durante un año o más. Si encuentras algo que te pueda ser útil, ponlo donde lo vayas a usar.
  • En la cocina revisa cuántas vajillas o cubiertos has guardado sin usar durante años y cuántas vasijas para guardar comida tienes y nunca usas.
  • Ahora ve a tu dormitorio y empieza a revisar las gavetas. Observa bien lo que tienes en uso contra lo que has guardado por si acaso. Conserva solo los accesorios que si usas y deshazte de lo que ya no uses.
  • Ahora ve a tu closet. Es seguro que tienes ropa esperando a tener el peso que tuviste hace años o antes de que naciera tu hijo. Te recuerdo tu cuerpo cambia con tu edad, sobre todo después de ser madre. Revisa igual lo zapatos y carteras
  • Revisa tu habitación por habitación y haz exactamente lo mismo, a menos que tengas hijos adolescentes a quienes tendrías que convencer de organizar sus pertenencias. Si tus hijos son pequeños, revisa los juguetes y la ropa que no usan.
  • El garaje siempre hay algo que dejaste allí porque no cabe dentro de la casa, pero hay otras cosas haciendo su transición hacia la basura. Deséchalas de una vez.
  • Ve a todos los closets de ropa de cama y toallas y desecha lo que no has estado usando porque está en malas condiciones, pero no encuentras cómo botarlo.
  • Si tienes una oficina en tu casa, revisa los papeles que no tendrías que conservar, y tíralos a la basura. Tritura los que contienen información confidencial.

La regla es desechar todo lo que no has usado durante un año. Si no lo has usado en un año, no lo has necesitado ni lo necesitas. Necesitas ese espacio para lo útil y lo nuevo.

Una vez que termines, solo entonces:

– Tu mente va a estar despejada para ocuparla en lo que es importante. Tendrás una inexplicable sensación de alivio.

– Vas a saber qué tienes en tu casa que no encontrabas y estabas a punto de volver a comprar.

– Atraerás lo nuevo a tu vida. Desechado todo lo viejo y sin utilidad, dejas espacio vacío para atraer lo nuevo a tu mundo físico y a tu mente.

This website uses cookies.