6 medidas anti-estrés

Hoy en dia vivimos estresadas y lo vemos como un estado “normal” de salud de hecho a las personas que no se encuentran asi las consideramos anormales.

Además de las obvias molestias emocionales, la tensión y ansiedad pueden provocarte enfermedades graves como el cáncer o la diabetes.

Por ello te ofrecemos diferentes métodos que te ayudaran a regresar a tu estado zen.

Consume magnesio: este mineral juega un papel muy importante en el sueño y el humor. Consúmelo en alimentos como el plátano, el chocolate negro, los cereales integrales, almendras, nueces y en verduras como la espinaca.

Controla tu respiración: si sientes un nudo en el estómago aspira lentamente por la nariz, inflando el estómago, y espira por la boca. El trabajo que realizas con el diafragma actúa sobre el nervio vago, que inmediatamente disminuye la frecuencia cardiaca y relaja tus músculos.

Tómate un tesito: sabemos que suena a consejo de abuelita, pero es cierto. Toma una tisana antes de acostarte para olvidarte del estrés del día y amanecer súper relajada. Los más efectivos: bergamota, verbena y toronjil.

Prueba la reflexología podal: suena complicado y nada agradable, pero en realidad es un masaje de pies. Acude a un centro de reflexología profesional, aprende los puntos básicos tú misma o mejor aún: pide a tu pareja que te masajee.

Respira nuevos aires: la aromaterapia es cada vez más accesible. No tienes que asistir a un consultorio, simplemente busca productos que contengan aceites esenciales de lavanda, naranja dulce o ylang-ylang como sprays, aceites para masaje o cremas para el cuerpo.

Flores de Bach: el método tiene más de 100 años de existencia, y consiste en 39 esencias de flores que influyen en nuestros estados emocionales.

 

This website uses cookies.