10 Remedios efectivos con hielo

Remedio contra el herpes labial Aplicar directamente hielo en la primera sensación de cosquilleo de un herpes labial para reducir notoriamente la inflamación

Remedio para la urticaria o picazón Frotar un cubo de hielo sobre el área con picazón lo cual ayuda a reducir ésta, ya que el frío impide que los vasos sanguíneos se abran, hinchen y permitan que se libere demasiada histamina.

Remedio casero con hielo para edemas Aplicar una bolsa de agua que contenga hielo para disminuir un edema.

Remedio casero para el sangrado nasal Colocar una compresa de hielo para estimular el estrechamiento de los vasos sanguíneos y reducir el sangrado en el caso de hemorragia nasal.

Remedio para golpes Aplicar una bolsa de hielo sobre el área que acaba de recibir un golpe y continuar el tratamiento durante 24 horas.   Este remedio comprime los vasos sanguíneos, lo cual se traduce en menor afluencia de sangre derramada a los tejidos.  Consecuentemente, se evita la posible aparición de las grandes manchas negras o moretones, se reduce la inflamación al mínimo y se adormece la zona de forma tal que se disminuye el dolor.

Remedio para picadura de abeja Poner una bolsa de hielo sobre la picadura de una abeja para frenar la hinchazón y evitar que la picazón se extienda.

Remedio para dolores de cuello o tortícolis Aplicar un paquete de hielo o hielo envuelto en una toalla cuando se comienza a sentir la rigidez producto de un tortícolis.

Remedio para dolores de muela: Colocar una bolsa de hielo sobre la pieza adolorida durante 15 minutos varias veces al día hasta que se llegue al consultorio odontológico.

Remedio para dolores de pies: Envolver unos cuantos cubos de hielo en una toallita húmeda y frotar sobre los pies y tobillos durante unos cuantos minutos. Luego, secar los pies y frotar con agua.  Este remedio alivia cualquier inflamación y, también, sirve como ligero anestésico.

Remedio para edemas Aplicar una bolsa de agua que contenga hielo para disminuir un edema.

This website uses cookies.